logo 12min

Libros, Audiolibros
y Resúmenes

×

¿Qué tal leer 3 libros por día?

Ingrese su número y le enviaremos un link para el acceso gratuito.


No quiero aprender más, gracias!

Las Leyes del Éxito Resumen PDF

Voiced by Amazon Polly
Las Leyes del Éxito Resumen PDF

La mayoría de nosotros prefiere un sistema en lugar de una serie de consejos.

¿Por qué?

Porque, a diferencia de consejos individuales o “tips”, un sistema bien diseñado puede guiarte desde una etapa hacia la siguiente, y ayudarte a unir todas las piezas del rompecabezas.

Estamos frente a uno de los mejores trabajos de Napoleon, y sin dudas ofrece un esquema que abarca todo lo que uno precisa saber para triunfar.

¿Quién debería leer “Las Leyes del Éxito”? ¿Y por qué?

La mayoría de ustedes sabe que “Las Leyes del Éxito” se remonta a la América previa a la Gran Depresión o, para ser más precisos, 1925.

Según los críticos y lectores de hoy en día, este libro es una de las pocas piezas eternas de arte escrito. Por lo tanto, nos parece totalmente absurdo dividir la audiencia de una u otra manera.

Sin importar cuánto queramos hacerlo, no hace falta decir que este libro beneficia al mundo entero.

Napoleon Hill

Acerca de Napoleon Hill

Napoleon Hill fue una figura de renombre del siglo XX que consiguió mantener su autoridad mucho tiempo después de su muerte.

Nació el 26 de octubre de 1883 y murió a los 87 años (en 1970), dejando un legado de clásicos sorprendentes, incluyendo “Piense y Hágase Rico”.

“Las Leyes del Éxito Resumen PDF”

Podemos decir con total confianza que Napoleon Hill es uno de los fundadores de la retórica motivacional y de crecimiento personal. Sus obras son un tesoro de ideas que continúan inspirando casi un siglo después de haber sido publicadas por primera vez.

Dicho esto, en sus clásicos, Napoleon enfatiza en el aura interna de una persona. Con sus palabras, transmite un buen punto de vista que logra evaluar la efectividad de nuestras acciones.

Las personas que no fueron egoístas para compartir su receta secreta del éxito con el resto del mundo se pueden contar apenas con los dedos de las manos. ¡Napoleon Hill sin duda es una de ellas!

Si prefieres tener un rumbo claro, debes tener en cuenta varios factores. En primer lugar, necesitas comprender la importancia de adaptarte a las inconsistencias de cada entorno. Esto significa que podrás ser lo suficientemente flexible para alcanzar el éxito.

En el mundo empresarial, por ejemplo, construir estrategias de ironclad es difícil debido al aumento de la competencia. Incluso en la era digital debemos adoptar un enfoque de mente abierta y reflexionar acerca de las decisiones que se toman a diario.

De esta forma, es incoherente pedir consejos a alguien que no experimentó este camino de aprendizaje.

Por esta razón, respaldamos la fórmula para el éxito previamente mencionada en este sitio: actitud armoniosa y, al mismo tiempo, de lucha. Te permite mantener los ojos bien abiertos y un pensamiento agudo, preparado para cualquier eventualidad.

¿Es tan sencillo como suena?

Por supuesto que no, porque los estudios llevados a cabo por Napoleon Hill y aquellos que lo siguieron generan dudas en cuanto a la posibilidad de llevar a cabo este proceso de manera exitosa.

Es lógico pensar por qué tan solo una pequeña fracción de la población logra cumplir sus objetivos. Este método también establece los fundamentos para entender las fuerzas externas que pueden obstaculizar o acelerar tu progreso. Está de más decir que deberás enfrentar tus excusas y concentrarte en mejorar cada día.

¡No se trata de tener éxito en cada cosa que intentamos, sino de tener la audacia de no culpar a nadie en caso de fallar!

Antes de embarcarse en esta búsqueda peligrosa pero aventurera, Napoleon Hill arrojó dudas sobre nuestros hábitos impulsados por los patrones tradicionales, religiosos y culturales.

¿Esto significa un gran cambio?

Probablemente porque, nos guste o no, las promesas que nos hacemos a nosotros mismos deben integrarse dentro de nuestro modo de ver la vida.

Para demostrar su punto, el autor profundiza en individuos históricos cuya proclividad al éxito les proporcionó un mejor lugar en la sociedad. También deberías conocer las potenciales restricciones que puede ocurrir en algún punto de este proceso de aprendizaje.

¡Todo lo que necesitas saber está incluido en las 15 Leyes!

Según Napoleon Hill, el camino hacia el éxito está exclusivamente reservado para personas que tienen un fuego interno. Que poseen una llama incapaz de extinguirse.

Si estás en el borde del precipicio, la posibilidad de cumplir tus metas se reducirá.

No permitas que tus planes se esfumen porque no estás aprovechando todos los medios a tu disposición. Dedica tiempo a perseguir tus sueños; de lo contrario, esto va a ser una completa pérdida de tiempo. Primero que nada, uno debe identificar sus debilidades antes de explotar sus fortalezas.

Es simplemente sentido común: conocerte a ti mismo antes de analizarte.

Como se escribió en este libro, existen ciertos factores que reducen las chances de alcanzar el éxito a largo plazo. Entre ellos encontrarás avaricia, falta de un objetivo claro, egoísmo, gastar más de lo que ganas, etc. Uno debe sumergirse profundamente dentro de su carácter y encontrar esos puntos débiles que necesitan cambiarse o desaparecer.

Si vences estos síntomas, superarás la fase más crítica, que consiste en traspasar tu superficialidad. Cualquier persona con sentido común y lógica entiende que, para alcanzar el éxito, se debe ir más allá de la mediocridad. Esa es la premisa central de Napoleon en este clásico.

Entonces, echemos un vistazo a las Leyes del Éxito de Napoleon para que consigas diferenciarte de la multitud:

1. Define un objetivo principa

Como el nombre lo implica, ¡esta ley plantea la idea de encontrar tu eje! En otras palabras, te ayuda a derribar la procrastinación y falta de metas y a ahorrar tiempo, energía y recursos.

También te ayuda a dar los primeros pasos en materializar tu plan siguiendo un sistema bien definido.

2. Autoconfianza

Esta ley se basa en superar los seis miedos:

  • El miedo a la Pobreza
  • El miedo a la Vejez
  • El miedo a la Crítica
  • El miedo a la Pérdida del Amor de Alguien
  • El miedo a la Enfermedad
  • El miedo a la Muerte

Solo para aclarar la confusión, debes tener en cuenta que Napoleon Hill no afirmó que todos  tengamos estas tendencias profundamente ocultas en nosotros.

Se trata de patrones culturales, hereditarios, sociales o autoimpuestos que varían de persona a persona.

3. Hábito de Ahorrar

La mayoría de las leyes se explican por sí mismas, y esta no es la excepción. Destaca la importancia de administrar tus finanzas y distribuir tus ingresos.

Es una habilidad que muchas personas no tienen y tampoco demuestran pasión por dominar.

Como regla general, debes prestar atención a la rapidez/lentitud con que se acumulan tus ingresos, y luego adoptar las medidas adecuadas.

4. Iniciativa y Liderazgo

Es importante que construyas autoridad en tu campo de interés para lograr ser una referencia. Debes ser un representante sólido de tus objetivos y promover constantemente tu opinión.

Entiende tu rol y haz lo que sea necesario para entregar algo que tu industria todavía no posee.

5. Imaginación

La quinta ley tiene que ver con la creatividad y qué la genera. Te ayuda a entender cómo funciona tu mente y los hábitos que están cultivados en ella.

También proporciona un plano para reconstruir tus mecanismos de pensamiento y colocar bases sólidas para futuros esfuerzos.

La imaginación conquista todo.

6. Entusiasmo

Esta lección de vida está relacionada con la idea de tener el estado de ánimo adecuado. Este comportamiento te ayudará cuando establezcas contacto con extraños y pongas en práctica tus planos.

El entusiasmo es vital cuando estás generando ese lazo, que puede ser el inicio de algo lucrativo y próspero para todos.

Influencia e inspira a otros siendo enérgico y persistente.

7. Autocontrol

Sin el control adecuado, todas las leyes previas no tendrán sentido.

Por lo tanto, es muy importante que tengas disciplina y pensamientos racionales. El entusiasmo desmedido tampoco es positivo. Procura saber calmarlo a tiempo.

Autocontrol = Domina tu destino.

8. El hábito de hacer más que lo que te pagaron

El ROI (“retorno de la inversión”, por sus siglas en inglés) más alto sucede cuando haces más que lo que deberías. Las personas aman cuando estás fascinado por tus objetivos y estarán más que dispuestos a recompensarte por la pasión que aportas al trabajo.

Si logras estar a la altura de las expectativas de los demás impulsado por ese intenso deseo de cumplir con tus responsabilidades, conseguirás diferenciarte del resto.

Ningún líder puede ser un buen líder enfocándose en obtener lo mismo que invirtió. Por cada $1 que entregues (en sentido figurado), debes esperar $0,5 a cambio.

Esto no hace referencia al aspecto financiero, se trata de una metáfora.

9. Personalidad Servicial

Una personalidad acogedora es la personificación del éxito.

Prefiero empezar en el fondo y escalar hacia la cima que empezar en la cima y tener que mantenerme ahí.

Una personalidad atractiva conoce la esencia de atraer personas hacia sí misma: tiene ese magnetismo que puede hacer la diferencia.

Si alineas esa personalidad junto con tu inteligencia, no habrá obstáculo que te detenga.

10. Pensamiento Preciso

En un mundo repleto de desinformación y noticias falsas, no es fácil separar hechos de opiniones. De cualquier modo, esta ley es la base para convertirte en un pensador agudo que actúa a partir de datos y no emociones.

También te instruye para dividir los hechos entre:

  • Importantes y relevantes
  • No importantes e irrelevantes

11. Concentración

Enfocar tu atención en solo una cosa es uno de los elementos críticos en el camino hacia la prosperidad.

Si transformas tu deseo impulsivo de realizar varias cosas al mismo tiempo en un único y poderoso esfuerzo, sentirás la mejora en esa área en particular.

Deja la mierd* del multitasking a un lado por ahora.

12. Cooperación

Y claro: no puedes hacerlo solo. Tu equipo hará la mayor parte del trabajo, y tu deberás apoyar a cada uno desde tu lugar, dándoles libertad para desarrollarse.

Coordina tus acciones con las de los demás para construir sinergia.

13. Beneficiarse a partir del Fracaso

Si crees que estás listo para desarrollar tu plan de acción, primero debes comenzar con conclusiones y aprendizajes de experiencias anteriores.

El mecanismo de prueba y error es un método comprobado para conseguir la excelencia.

Cometer errores es, de hecho, una bendición disfrazada. Algo que la gente no ve. Recuerda: ¡una batalla perdida no es una guerra perdida!

14. Tolerancia

Esta ley afecta a las personas cuyas mentes están contaminadas con prejuicios y odio. Pueden generar tensiones éticas, culturales, raciales y nacionalistas, y son incapaces de salir de esta mentalidad.

Piensa nuevamente y pregúntate: ¿qué tiene de bueno permanecer con una mente cerrada?

¡No encontrarás ninguna razón que valga la pena!

15. La Regla de Oro

NINGÚN hombre podría leer “Las Leyes del Éxito”, así sea una vez, y no estar mejor preparado para lograr cualquier objetivo.

Esta lección es una verdadera estrella intelectual en términos de su narrativa constructiva. De hecho, es la prueba que debes realizar después de completar las lecciones anteriores.

Lecciones Clave de “Las Leyes del Éxito”

1.      Los efectos del saber
2.      La disciplina es la esencia
3.      Cuestiona tus acciones

Los efectos del saber

Sí, sí…

Ya escuchamos un millón de veces que el conocimiento conquista el mundo (tanto de padres como de profesores).

De cualquier modo, cuando hablamos de conocimiento real, nos referimos más que nada a experiencias de vida y encuentros cotidianos.

Apóyate en el método de prueba y error, y no en lo que digan los demás. Si adoptas esta ley, sin duda acelerarás el proceso e inclinarás la balanza a tu favor.

La disciplina es la esencia

¡Empiezo el lunes!

¿Suena familiar? Apuesto a que sí.

Por mucho que sepamos lo que debemos hacer y por qué debemos poner nuestro mejor esfuerzo en alcanzarlo, la mente humana es propensa al “piloto automático”.

Esto es, básicamente, lo que te tiene atascado en el mismo trabajo o vida aburridos y que actúa como una correa alrededor de tu cuello.

¡Quiebra esas cadenas de pereza y toma el mundo y tu destino en tus manos!

Cuestiona tus acciones

En el mundo empresarial hay un término en auge: “pivot” (“pivote” en inglés).

Literalmente, hace referencia a cuando las cosas están yendo hacia abajo y necesitas “pivotear” (apoyarte sobre algo) para que repunten y la situación mejore.

En términos sencillos, debes ser flexible y estar dispuesto a experimentar hasta que encuentres una fórmula que altere tu vida de forma positiva.

Aprende sobre la marcha. Permanece con la mente abierta.

Te gustó este resumen? Queremos invitarte a descargar nuestra aplicación gratuita 12 min App, donde podrás encontrar más resúmenes y audiolibros increíbles.

Citas de “Las Leyes del Éxito”

Ningún hombre tiene chances de disfrutar el éxito permanente hasta que busque la causa real de sus errores mirándose al espejo. Clic para tuitear Lejos de ser una desventaja, el conflicto es una ventaja clara, porque desarrolla aquellas cualidades que permanecerían dormidas sin él. Clic para tuitear Pregunta a cualquier hombre sabio qué es lo que más desea y dirá, muy probablemente, más sabiduría. Clic para tuitear La imaginación es una facultad de la mente que puede ser cultivada, desarrollada, extendida y ampliada con su uso. Clic para tuitear

Nuestro análisis crítico

¿Puede alguien desprestigiar a Napoleon Hill?

Bien, es realmente difícil hallar puntos débiles en sus obras, tarea en la que nosotros tampoco tuvimos éxito.

Esto indica que deberías sumergirte ya dentro de este clásico y prepararte para cambios significativos.

¡Toma nota y aprende mientras progresas!

   Send article as PDF