logo 12min

Libros, Audiolibros
y Resúmenes

×

¿Qué tal leer 3 libros por día?

Ingrese su número y le enviaremos un link para el acceso gratuito.


No quiero aprender más, gracias!

Ojalá no digas Ojalá Resumen

Ojalá no digas Ojalá Ángela Covas Riera

El libro Ojalá no digas Ojalá: el libro más bonito del mundo… al menos para mí empezó a ser escrito por Angela María Covas Riera en Cuba. Durante las tres semanas dedicadas a su familia en Cuba, donde aprovechaba las primeras vacaciones largas en tres años de mucho trabajo, sin acceso a internet y a las redes sociales.

Y es fruto de mucha dedicación y cariño. La escritora tenía una necesidad de hacer este libro y dejar importantes lecciones para todos nosotros.

Desde su formación en coaching en 2008, escribió en un papel lo que quería lograr en su paso por el mundo. Todos buscamos la vida perfecta y el éxito en el trabajo.

Y en los próximos 12 minutos aprenderás un poco de lo que la autora nos enseña para que lleguemos a nuestros objetivos.

La muerte

Si quieres comunicarte con tu futuro, hay que tener en cuenta que demos saber más sobre la muerte.

Siempre está a nuestro alrededor. Cuando vemos morir a nuestros familiares más viejos o a los animales de la casa tratamos con más naturalidad el hecho de que todo tiene un fin y las cosas pueden cambiar en muy poco tiempo.

Es necesario ser consciente de la muerte, principalmente con el paso del tiempo. Aunque parezca una actitud tenebrosa, saber más sobre la muerte nos deja más conectados con la vida. Nada es para siempre y cuando pensamos en la muerte valoramos más nuestros días aquí. Pensar en la muerte nos enseña tres lecciones: 1- Toda la vida puede cambiar en un instante; 2- Lamentamos el tiempo desperdiciado en cosas que no importan y elegimos ser felices; 3- Morir no nos da miedo, pero amamos más la vida y no queremos ir al otro lado. Toda tu vida puede cambiar en un instante Ninguno de nosotros piensa en los posibles cambios que pueden ocurrir en cualquier momento. Nos imaginamos rodeados de hijos y nietos, aprovechando la vejez con el paso del tiempo y descansando después de mucho trabajo. Pensamos que todo va a seguir igual y la rutina siempre será así. Pero esto no es una realidad. Creemos en un orden correcto de las cosas, pero un accidente o muchas otras cosas pueden hacer que todo cambie. Estar preparado psicológicamente para los posibles cambios no es fácil, es algo casi imposible de alcanzar. Pero tener en cuenta esta posibilidad nos ayuda a que cuando nos caemos podamos levantarnos. Todo cambia.

   Send article as PDF